Oleada de protestas por acoso sexual en Silicon Valley

Oleada de protestas por acoso sexual en Silicon Valley
En las últimas semanas, un número cada vez mayor de empresarias del sector tecnológico ha alzado la voz para protestar sobre casos de discriminación y acoso. Coincidiendo con los nuevos casos de acoso sexual que han salido a la luz en Silicon Valley, el responsable de una importante firma de inversión en tecnología ha presentado su dimisión ante las dudas sobre su comportamiento con las mujeres. En las últimas semanas, un número cada vez mayor de empresarias del sector tecnológico ha alzado la voz para protestar sobre casos de discriminación y acoso por parte de los inversores. Las acusaciones llegan a raíz del reciente escándalo sobre sexismo y acoso en Uber, que llevó a la dimisión de dos ejecutivos, incluido el cofundador de la empresa, Travis Kalanick. La última oleada de protestas contra conocidos personajes de Silicon Valley lleva a pensar que el problema no se limita a una sola compañía, sino que es un fenómeno endémico en la industria tecnológica dominada por los hombres. El viernes, 500 Startups anunció que su cofundador Dave McClure había sido degradado a un puesto inferior tras conocerse lo que la empresa describió como "interacciones inapropiadas con mujeres dentro del entorno tecnológico". "Su conducta era inaceptable", escribió en su blog Christine Tsai, cofundadora de 500 Startups. Tsai aseguró que había asumido el cargo de consejera delegada desde el que controla las operaciones diarias de la compañía, que ha invertido en empresas como Twilio, el servicio de comunicación en la nube, Grab, la aplicación de transporte compartido y MakerBot, pionero en impresión 3D. Al parecer, McClure está asistiendo a una terapia para "evitar comportamientos inaceptables", explicó Tsai. En un blog publicado el sábado, McClure reconoció que había llevado a cabo "acercamientos a varias mujeres en el entorno laboral, algo que se considera totalmente inapropiado", aunque más adelante mostró su arrepentimiento. "A todos aquellos a los que he decepcionado y, más en concreto, a las personas a las que he podido ofender directamente, les pido perdón", se disculpó. El primer medio en informar sobre los cambios en 500 Startups fue el New York Times, en un artículo en el que describió cómo más de dos docenas de mujeres habían denunciado a varios inversores por comportamientos indecorosos. "El cambio que quiero ver es una empresa en la que todo el mundo, con independencia de su género y procedencia, se sienta bienvenido y seguro", escribió Tsai en su blog. A medida que aumenta este tipo de acusaciones también se incrementa el número de inversores que piden disculpas por su comportamiento pasado. "A medida que más mujeres valientes se han animado a contar sus propias experiencias en el mundo tecnológico, ha quedado claro que este es un problema común a todo el sector", escribió el viernes pasado en su blog Chris Sacca - que se dio a conocer como inversor en Twitter, Instagram y Uber antes de participar en el reality de televisión Shark Tank. En Uber, más de 20 empleados han sido despedidos a raíz de una investigación en la que salieron a la luz más de 200 casos de acoso sexual. Susan Fowler, la ex ingeniera de Uber cuyo blog publicado en enero fue objeto de investigación por parte de la compañía, aseguró en un tuit el viernes pasado "No queremos más episodios de estos en Silicon Valley. Ya hemos tenido bastante".

0 COMENTARIOS

Tu opinión nos interesa

Please enter your comment!
Please enter your name here